Paste your Google Webmaster Tools verification code here

Las mejores experiencias y anécdotas trabajando en hoteles.

Fiesta en la 211

Fiesta en la 211

Mi historia ocurre en Londres, en un simple hotel cerca del río Támesis. Se montó un fiesta que nadie esperaba.

Andaba yo por el segundo pasillo de mi hotel, cuando me encontré la puerta de la habitación 211 abierta. Quise entrar para asegurarme de que todo estaba en orden, pero cuando entré fue todo lo contrario. La habitación estaba destrozada, el colchón no estaba en su sitio, todo estaba por el suelo y los cristales estaban tapados. Algo había sucedido allí y nadie se había dado cuenta.

Cuando quise salir de la habitación para hacer un parte a housekeeping, me encontré con dos chicas muy atractivas. Las dos me insistieron para que me quedará y accedí. En cuestión de 5 minutos arreglaron la habitación y yo seguía ahí con ellas, me explicaron que estaban haciendo un trabajo para la universidad.

Acto seguido, llegaron cuatro chicas más y dos chicos, instalaron unos altavoces y se montó una fiesta increíble en la 211. Como director del hotel, no podía permitir eso en las habitaciones. Me planteé varias alternativas, pero viendo lo animada que estaba la fiesta, decidí trasladarles de la habitación a una sala de fiestas que tenía el hotel.

A medida que pasaba el tiempo llegaba más gente, estaba todo el mundo invitado, incluso los trabajadores, envié un mail a todo el personal que estuviera disponible.

La verdad es que, como director de hotel, es lo más atrevido que he hecho. En vez de apagar el fuego, le habíamos echado más leña a la hoguera. Sin embargo, era una oportunidad única para hacer negocio y supe aprovecharlo. Mucha gente acabó viniendo a las 2 de la mañana. Se había corrido la voz.

Finalmente la fiesta acabó a las 5 de la madrugada. Todo el mundo se fue contento. Los clientes del hotel habían podido dormir, los otros pudieron celebrar su fiesta y yo hice negocio. Un plan redondo!

 

Recordad que podeis mandarnos vuestras Stories a través de Contacto o por un DM en Instagram (@hotelstoriesblog).



1 thought on “Fiesta en la 211”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *